Noticias Col
domingo, 24 de octubre del 2021
Noticias Col

¡UN TUBO! SIMULACRO: Con un solo voto se escogerían todos los cargos y quien gane se lo lleva todo

Las maquinarias políticas están activadas en este simulacro electoral de este domingo, 10 de octubre, que dio inicio, como estaba previsto, a las 7.00 de la mañana, en todos los centros electorales habilitados por el CNE en todo el territorio nacional para esta jornada, que forma parte del cronograma preelectoral. Los primeros reportes del balance que las maquinarias han registrado durante estas primeras cinco horas de votación  confirman el voto tubo, como la modalidad que se está imponiendo; una modalidad que podría darles todo a la fórmula ganadora y quitarle todo a la fórmula perdedora.

Para votar existen varias opciones; el voto tubo es la más fácil operativamente hablando, pues, el elector selecciona todo de un mismo partido y presiona votar y listo. El voto tubo tiene que hacerse con conciencia, pues si esta es la modalidad que prevalece, también el resultado será en tubo; es decir el que gane se lo lleva todo y el que pierda lo pierde todo.

Sin embargo, hay otras maneras de votar. Un elector puede votar por una opción para Gobernador, por otra opción para Alcalde e igualmente para el caso de los otros cargos a escoger, pero, de acuerdo con los primeros reportes en los comandos de campaña, lo que ha prevalecido en este simulacro ha sido el voto tubo.

Pero es confuso y complicado

La principal preocupación que ha mostrado el elector durante el simulacro -el elector, desde luego, que desee votar cruzado- es que la metodología para ejercer un voto cruzado es muy complicada. La politólogo Ana María Osorio, consultada por NAM ante la duda, explicó que ciertamente sí existe un modo de votar cruzado, pero es complicado: «La pantalla tiene pestañas abiertas, eso es, como si en tu computadora estuvieras abiertos dos archivos, entonces, pulsas la cara del gobernador de tu preferencia y, ponte que los diputados; luego, cierras, o sea minimizas en la pantalla ese archivo y abres el otro, donde aparece el alcalde y los concejales, allí pulsas el rostro del candidato de tu preferencia y una vez finalizado el proceso le das votar. Debes confirmar que en tu comprobante de votación salga lo que tú seleccionaste, pero, si no lo haces bien, corres el riesgo de votar nulo, votar en blanco o votar por una opción distinta a a la que tú querías».

Para un adulto mayor, por ejemplo, ese proceso es sencillamente imposible, todo lo cual, lo animará a votar entubado a partir del voto por el candidato a gobernador.

¿Es peligroso el voto tubo?

Si el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) –pongamos caso del Zulia- perdiera las elecciones por un voto entubado de la mayoría de los electores, se podría perder, incluso espacios conquistados cuya mayoría simpatiza con esta opción oficialista, Mara, Guajira y Cabimas son un ejemplo, serían regiones donde, un voto tubo, en favor de Manuel Rosales, colocaría también en esos espacios de poder a los candidatos de Manuel Rosales.

Mismo ejemplo ocurre si en el caso contrario, es el PSUV el que tiene la mayoría de los votos por la vía del voto entubado. No solo ganaría Omar Prieto, sino todos los cargos subsiguientes a elegir en las megaelecciones, todo lo cual, dejaría fuera los poquitos cargos conquistados por la oposición; Santa Rita, por ejemplo, por mencionar uno.

El voto tubo es la metodología que está propiciando la oposición por considerarla “voto castigo” hacia “gestiones de gobierno que no han resuelto las necesidades de los venezolanos” y en el discurso opositor el voto tubo es el voto castigo para que el oficialismo lo pierda todo.

Pero, ello depende de un factor vital: La participación. Para que el voto tubo tenga incidencia favorable en la MUD, la participación electoral debe superar el 60%.

Escenarios electorales

En el caso del estado Zulia, de acuerdo con las estimaciones y mediciones realizadas y en correspondencia además con la prevalencia del voto tubo demostrada durante el simulacro de este domingo, con una participación de entre un 50 y un 60% de los electores, de salir favorecido Rosales en este voto tubo, la MUD puede llevárselo todo, inclusive espacios de fuerza oficialista como los municipios antes señalados; Mara, Padilla, Cabimas.

Sin embargo, la tendencia podría cambiar si se ejerce un voto más consciente en términos de lo que se llamaría un voto reflexivo; un voto donde el elector escoja, de acuerdo con su percepción, más allá de la pugna por el poder político, por quienes, sin importar su tendencia política o a qué filas pertenezca, sea el candidato que la gente cree que va a resolver sus problemas.

El elector va a votar por quien ofrezca soluciones al problema eléctrico, al transporte, a los servicios muy golpeados como el agua, el gas, el aseo urbano. Por quien garantice mejores centros hospitalarios dotados con los insumos necesarios para atender a cualquier tipo de pacientes, la gente va votar por quienes vean que asfaltan, que consolidan barriadas, que presentan una gestión visible y allí no entraría en escena el voto entubado.

No obstante, el simulacro –hasta el momento- ha demostrado que los electores están convencidos de que el voto debe ser un voto tubo, pues, es este el método que ven más viable para el cambio que todos anhelan en el país.

Riesgos vs convencimiento

Las maquinarias están estableciendo voto entubado para ambas fórmulas. No hay margen para el error; el oficialismo está instruyendo a su militancia a votar tubo, porque es la única forma de garantizar que los programas sociales y las misiones y grandes misiones se sigan ejecutando. Una fragmentación del voto debilitaría la puesta en marcha de todos estos beneficios.

Mismo caso plantea la oposición, pero en esta oportunidad lo llaman voto castigo. Fragmentar el voto, sería “mantener en espacios de poder” a quienes “han sido los generadores de esta crisis”. Visto así, la polarización se radicalizará en favor de la opción que convenza más a la gente.

Simulacro muestra confusión grande ¿No se puede votar cruzado?

En teoría debería poderse votar cruzado, pero el sistema parece no estar diseñado para ello. Para poder votar cruzado, sin contratiempos, habría que montarse tras el paraván electoral cuatro pantallas con las cuatro categorías  escoger y cada pantalla el número de candidatos y candidatas postulados. Es imposible, solo hay una pantalla. Ahora bien ¿Cómo se hace para votar por una opción y luego por otra si el deseo del elector es cruzar el voto?

Ahí se presenta una confusión: Cuando un elector escoge o pulsa la cara del candidato equis a gobernador, la pantalla muestra además, desplegados en ese solo voto, el resto de llave electoral que respalda a ese candidato y la opción votar. Es decir que pulsar por el candidato a gobernador equis es pulsar por todas  las opciones de ese cantidato. ¿Cómo te devuelves en la pantalla, si votas por el candidato equis para gobernador, pero para alcalde prefieres votar por el cadidato zeta?

Las respuestas a estas interrogantes están en el cuarto y quinto párrafo de esta nota y, en todo caso, el CNE tendrá que responder con total claridad, porque es el voto cruzado el único que permitiría repartirse el poder, el voto tubo no, el voto tubo entuba el poder con base a la selección del candidato, en este caso a gobernador.

Las diatribas pueden jugar en contra

Así como se mencionó que las estimaciones podrían darle un triunfo a la MUD si participa más del 50% de los electores en el Zulia, del mismo modo hay que considerar que ese nivel de participación podría verse afectado si la oposición no termina de consolidar una unidad real, tangible, verdadera, que demuestre al elector que “vale la pena” acudir a votar. Si la oposición va dividida, no habría tanto voto fragmentado como abstención y esa sería la estocada de los factores del oficialismo.

Un voto entubado en favor de Manuel Rosales, arrastraría a Rafael Ramírez como alcalde de Maracaibo, pero, muchos electores no se casan con Ramírez, sino con Juan Carlos Fernández y votarán por Juan Carlos Fernández por estar convencidos de que es el candidato adecuado, eso debilitaría el boto entubado.

En el caso del chavismo no ocurre, porque el oficialismo dirimió todas sus candidaturas vía primarias y todo el mundo está alineado conforme a los resultados de esas primarias.

El simulacro hablará al final, cuando a las 5.00 de la tarde, el CNE y los observadores, tanto como las maquinarias electorales ofrezcan el balance final de lo ocurrido y eh aquí un boceto de lo que se espera ocurra el 21 de noviembre.

Síguenos en nuestro  Instagram, Twitter, Facebook y YouTube recibe de inmediato los hechos noticiosos y análisis tal como están ocurriendo.

SNC / NAM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *